<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d36306638\x26blogName\x3dSevilla+a+examen\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dSILVER\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://sevillaaexamen.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://sevillaaexamen.blogspot.com/\x26vt\x3d3520274169534448124', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

El Ojo de Sevilla

22 junio 2007

Y nuestros recuerdos siguen borrándose...
Cada día que pasa se desmonta un poco más aquella Sevilla que miraba al futuro de frente y con la cabeza bien alta. Siguen desapareciendo un pabellón tras otro, como ya pasara con los de la Exposición de 1929. Casi nadie se acuerda hoy de lo que también supuso para la ciudad ese año. Pero lo que parece no importarle a nadie es la gran cantidad de pabellones, obras arquitectónicas impresionantes (de la época) y propias de cada país se diseminaban por toda la Palmera, Reina Mercedes y Heliópolis. Algunos supervivientes se pueden aún ver por la Palmera: el pabellón de Chile, de México, de Colombia. Sin olvidar el Portugal, junto al Prado, hoy un espejísmo de lo que fue en su momento. Y por supuesto la monumental Plaza de España, hoy abandonada a su suerte por nuestro Excelentísimo (¡aún hoy sigo buscando en qué!).
Sevilla es así. Se contruye y se destruye a sí misma constantemente, y la Expo 92 no iba a ser una excepción. Mucho se habló de lo que iba a convertirse. Una de las propuestas que se barajó en su momento y que más atractivas me ha parecido siempre ha sido la de convertir todo el recito en Ciudad Universitaria. ¡Menuda hubiera sido! ¡Qué facultades se ha perdido Sevilla!... Pero de eso ya es mejor no hablar. En su lugar se creó el Parque Empresarial Cartuja 93 que, para aquellos que no lo sepan, se trata de uno de los parques tecnológicos empresariales con más facturación de España. Es la responsable de más del 50% del PIB que produce Sevilla. Aunque su aspecto puede llevar a engaños, se trata de una filosofía de trabajo por parte de la gestora del parque para que sus trabajadores no tengan más distracciones de lo necesario fuera de sus oficinas... ¡Y si no es así, es la excusa perfecta!
El "pero" que yo le veo a dicho parque es nada tiene que ver con la Expo que había. Me refiero a los pabellones. Lejos de pensar que los han reutilizado, los han demolido para hacer nuevas construcciones. Así que lo que se suponía que era un recinto con gran sabor a "Universal", arquitectónicamente se está vulgarizando. Desde aquí hago una petición a todos los arquitectos del mundo (al menos a los que me lean): dejad de hacer cajas de cerillas transparentes. Proyectad construcciones atemporales. Y respetaos unos a otros.

Mucho me he extendido ya, pero la Expo 92 es lo que tiene, ¡que me toca la fibra sensiblona y podría hablar durante horas. Ver como desmontan el Palenque me ha llenado de profunda tristeza. Lugar donde tantísimos espectáculos se han celebrado. Enclave importantísimo durante los meses de la Expo. Se pierde un símbolo para muchos. Se gana un edificio de oficinas para Cartuja 93. Otro más de los vulgares que ya se ven por allí. ¡Qué bueno somos desmontando recuerdos, qué malos contruyendo sueños!...

7 Comments:

Blogger el aguaó said...

El Pabellón de Brasil de 1929 también sigue en pie, el problema es que se ha modificado en exceso.

En cuanto a la demolición del Palenque, estoy totalmente en contra, como comenté en mi humilde blog.
Creo que es uno de los símbolos de la Expo '92 y que no se le ha dado un uso constante y activo. Y por supuesto, pesa más un buen dinero para las arcas municipales que un espacio público para que sea disfrutado por los sevillanos. La misma historia de siempre.

Un abrazo.

sábado, 23 junio, 2007

 
Anonymous Anónimo said...

Verguenza me da leer un blog que intenta sencibilizar a los ciudadanos sevillanos para que su partido se vea beneficiado. Un buen blog es el que nos da las dos perpesctiva a los sevillanos el que nos dice lo bueno y lo malo de cada partido no esto que atenta al natural con el PSOE. Seguir en vuestro ego,
Y lo siento otra vez será amigos :D dentro de cuatro años lo veremos.

sábado, 23 junio, 2007

 
Blogger El Ojo de Sevilla said...

¡El aninimato que fuerza da! Tu vergüenza es muy importante, guardala y conservala. Por otro lado, si piensas que un blog "debe" dar las perspectivas de uno o de otro, no sabes lo que es un blog. Pero no te preocupes, comprendo tu ignorancia (nada extraña), aunque no la comparto, claro.
Para terminar te diré que si crees que este blog apoya a un partido estás equivocado. Lo que si hace es criticar a un Ayuntamiento. Deseando estaba que "el otro" partido hubiera podido formar gobierno tras su victoria para empezar a "examinar" su legislatura, pero eso si es normal que no lo sepas, eso si.
¡Felicidades por tu interesante comentario!

domingo, 24 junio, 2007

 
Blogger el aguaó said...

No creo que el derribo del Palenque sea cuestión de 'sensiblerías provocadas' estimado anónimo. Si usted no siente 'algo', por mínimo que sea, cuando pase ante los restos de la Plaza Pública de la Exposición Universal de 1992, posiblemente no habrá disfrutado lo suficiente en dicho espacio. Si cree que es correcto su derribo, le invito a que me explique y argumente porque es necesaria su desaparición. Un cordial saludo.

Querido Ojo de Sevilla, eres bienvenido siempre que gustes a ese pequeño rincón que poseo, donde podrás servirte todo el agua que quieras.

Un abrazo.

lunes, 25 junio, 2007

 
Anonymous Anónimo said...

Primero: Estoy en anonimo porque no tengo cuenta en Blogger, sí me duele que derriven sitios donde tanta gente a disfrutado de Sevilla, pero siempre si ese pabellon no ha sido utilizado desde el 2000 con las galas de canal sur ¿Que van a hacer? Sevilla no puede crecer más es una ciudad que como Madrid está delimitada por todos lados, y si hace falta un campo empresarial para el beneficio del futuro de Sevilla pues lo que está inutilizado se quita, es mi forma de verlo.

Disculpe si con mi comentario molesté. Espero que escriba más! Saludos, ah y me llamo Alejandro

martes, 26 junio, 2007

 
Blogger El Ojo de Sevilla said...

Alejandro, nunca he dicho que tu comentario molestase, ¡faltaría más! Aquí son bienvenidas todas las opiniones siempre y cuando sean respetuosas, como la tuya. Que no esté de acuerdo con lo que hayas dicho no quiere decir que no sea respetuosa.
Por otro lado, en lo que acabas de decir está lo verdaderamente importante: desde 2000 no se usa el Palenque (no estoy seguro de esta fecha, lo comprobaré) y eso es lo vergonzoso del tema.
En cuanto a que Sevilla no tiene ya por donde crecer, perdona amigo mio pero si algo tiene Sevilla de momento es suelo. Otra cosa es la especulación, pero suelo hay.
Y por último, nunca he dicho que esté en contra del parque empresarial, al contrario. Es más, he dado una serie de datos muy favorecedores sobre el parque. Solo he dicho no estar de acuerdo con el constante derrumbe de los pabellones (muy singulares en su arquitectura) para construir en su lugar edificios de oficinas ordinarios.
De nuevo gracias por tu comentario y serás bienvenido siempre a este blog.
Un saludo.

martes, 26 junio, 2007

 
Blogger el aguaó said...

Querido Alejandro, la diversidad de opinión hace que todos aprendamos algo nuevo.

En cuanto a la escasez de uso, es eso exactamente lo que le ocurre al Palenque. Usted ha dicho que desde el año 2000 no se usa, y ese es precisamente el grave problema. Sevilla posee una paupérrima agenda cultural. Si nos vamos a Granada, que no está muy lejos, posee una lista de actos culturales magnífica, donde en ocasiones necesitan más de un recinto. Esos actos traen muchísima gente a la ciudad, no solo de la provincia, sino de otras ciudades, y para ello necesitan infraestructuras donde acoger dicho programa cultural. El acierto de Granada, y repito que es solo un ejemplo, radica en el gran número de espacios que posee para dichos eventos: teatros, auditorios, pabellones capacitados para varios espectáculos, polideportivos, estadios, etcétera. Sevilla tan solo posee un Auditorio sin techo, un par de teatros y un Estadio Olímpico con escaso uso. Si El Palenque no se usó es porque no se le dio utilidad. Con el Estadio Olímpico ocurre lo mismo: un partido, o dos como mucho de la selección, algún que otro concierto, y el Hotel claro está. Un escasísimo uso para el dinero invertido en esta titánica construcción, y a pesar de ello no vamos a derribarlo. Es tan solo un ejemplo.

Creo que el grave problema del Palenque es que no se le ha dado un uso continuado, exceptuando los bares de copas y discotecas de verano.

Saludos.

martes, 26 junio, 2007

 

Publicar un comentario

<< Home